Análisis

Diálogo del Partido Comunista de China con partidos políticos del mundo

Con una nueva forma y escala sin precedentes tuvo lugar en Beijing del 30 de noviembre al 3 de diciembre de 2017, el Diálogo de Alto Nivel del Partido Comunista de China (PCCh) con Partidos Políticos del Mundo. Fue la primera actividad diplomática multilateral celebrada en el país después del XIX Congreso Nacional del PCCh en el que se declaró que el socialismo con peculiaridades chinas ha entrado en una nueva época. Líderes de alrededor de 300 partidos y organizaciones políticas de más de 120 países se reunieron y dialogaron bajo el lema “Responsabilidad y contribución de los partidos políticos a la edificación de una comunidad de destino compartido para la humanidad y un mundo brillante”.

Este nuevo fenómeno de la política internacional tiene muchos significados. No solo es el reflejo de la estructura internacional existente sino también el presagio de una nueva tendencia de desarrollo internacional.

Atractiva reunión

¿Por qué un diálogo organizado por el Partido Comunista de China, uno de los incontables partidos políticos del mundo, atrajo tanto la atención? ¿Por qué tantas personalidades políticas, especialistas de diferentes civilizaciones, etnias, regiones, instituciones y países que están en diferentes fases de desarrollo asistieron? ¿Por qué se superaron todas las diferencias y se alcanzaron consensos valiosos en el evento?

Sin duda alguna, la razón fundamental es el milagro económico que ha conseguido China bajo el liderazgo del PCCh, uno de los más grandes en la historia humana. Ningún otro Estado ha logrado desarrollarse pacíficamente en tan poco tiempo con más de 1000 millones de habitantes.

Hoy día, China es la segunda economía más grande del mundo, y su PIB per cápita ha alcanzado cerca de 10.000 dólares, lo que significa que el país asiático está por escapar de la trampa de los ingresos medios. Lo más importante es que durante el surgimiento de los países occidentales, no se encontraron con ningún desafío así. Desde este punto de vista, el desarrollo de China ha enfrentado más dificultades que el de los países occidentales. Sin embargo, el país asiático se ha desarrollado a un ritmo más acelerado y a un costo mucho menor.

El efecto derrame de la economía china sobre el mundo es una de las razones importantes por las que otros países concedieron mucha relevancia a esta reunión aunque existen otros motivos. Desde la modernidad, el mundo empezó a girar hacia la política de partidos. Sin embargo, los países occidentales se sorprenden al ver el vigor, la cohesión, la combatividad y el surgimiento sucesivo de miembros talentosos del PCCh.

Hoy día, la política de partidos de Occidente ha priorizado las ganancias económicas y el populismo se vuelve cada día más hueco e incontrolable. La capacidad de liderazgo de esos países se ha ido debilitando y la situación política y estatal se ha estancado. El mundo quiere saber por qué el PCCh ha superado el populismo y ha escapado de las trabas del capital. El PCCh no solo realiza reformas políticas dificultosas y necesarias sino que también elabora planes a largo plazo, toma decisiones y las aplica eficientemente. Por ejemplo, en 2004 China empezó a construir trenes de alta velocidad, y actualmente es el país más importante del sector.

Durante los últimos cinco años, gracias a la eficiencia y el valor impresionantes de los actuales dirigentes, con el presidente Xi Jinping como núcleo, se han eliminado los defectos derivados de la preferencia hacia el desarrollo y la eficiencia y de la economía de mercado, y se han analizado y tratado los problemas que existían en el país. El mundo ha sido testigo de los cambios y logros de China. Si Occidente y el resto del mundo, quieren saber la respuesta, tienen que conversar directamente con el PCCh.

¿Por qué China organizó esta reunión?

Los organizadores de la reunión manifestaron que los actuales líderes de China avanzan con confianza y ánimo emprendedor. Confían en que el país tiene suficiente fuerza para dialogar con el mundo. La China de hoy importa y exporta tanto productos como pensamientos. El primer objetivo fue tratar de compartir con el mundo la puesta en práctica de su estilo de gobernación y administración y, al mismo tiempo, escuchar opiniones. Después de todo, China ha entrado en el centro del escenario mundial. 

El segundo objetivo fue tratar de mostrar la apertura de China. Desde 2008 cuando estalló la crisis económica mundial, en Occidente, surgieron el populismo y voces en contra de la globalización y el libre comercio. Los principales países empezaron a cerrarse y el proteccionismo comenzó a imperar. Por consiguiente, el PCCh envió la señal de un país más abierto al mundo organizando esta reunión y el diálogo cara a cara. China defiende las tendencias de su época.

Dicha apertura también está reflejada en la programación del foro. En los tres eventos de este tipo realizados anteriormente, los delegados pudieron visitar el Comité Central y algunas células. También conversaron cara a cara con dirigentes chinos, conocieron la concepción de gobernación y administración del Comité Central y las prácticas del gobierno en las células, visitaron la Comisión Central de Control Disciplinario (CCCD) y su centro encargado de tratar los mensajes que desempeñan un papel importante en la lucha anticorrupción, contemplaron el proceso de los tribunales locales de la ciudad de Beijing y observaron la administración de los poblados de las provincias de Shandong y Zhejiang.

El Primer Diálogo de Alto Nivel del Partido Comunista de China (PCCh) con Partidos Políticos del Mundo también heredó esta tradición. El presidente Xi Jinping asistió al evento, y los delegados fueron invitados a visitar la Escuela del Comité Central del PCCh y a observar una gran exposición que detalla el proceso chino de los últimos cinco años. La programación garantizó que los delegados conocieran todos los aspectos del país y el nivel de apertura de China. Cabe mencionar que un delegado estadounidense apreció mucho el mecanismo de formación de los cuadros de la Escuela del Comité Central del PCCh.

El tercer objetivo trata de mostrar la responsabilidad de China. Sin duda alguna, el mundo de hoy día está en la etapa más crítica después de la Guerra Fría. Ante tales desafíos, todos los países se esfuerzan por encontrar una solución adecuada. Como una cultura con más de 5000 años, China no solo realiza aportes para mantener la estabilidad mundial, también está dispuesta a compartir con el mundo sus experiencias.


2 de diciembre de 2017. El ex primer ministro de Francia, Jean-Pierre Raffarin, participa en el Diálogo de Alto Nivel del PCCh con Partidos Políticos del Mundo. VCG

El Primer Diálogo de Alto Nivel del Partido Comunista de China (PCCh) con Partidos Políticos del Mundo tiene un significado muy especial. En el XIX Congreso Nacional del PCCh, que acaba de concluir, el pensamiento de Xi Jinping sobre el socialismo con peculiaridades chinas en la nueva época, se ha convertido en la base ideológica que servirá como guía a largo plazo para el PCCh, también con gran influencia mundial. El 24 de noviembre, Guo Yezhou, viceministro del Departamento Internacional del Comité Central del PCCh desveló: “Los partidos políticos de muchos países nos han propuesto conocer profundamente el espíritu del XIX Congreso Nacional del PCCh y, sobre todo, el rico contenido del pensamiento de Xi Jinping sobre el socialismo con peculiaridades Chinas para la nueva época y las opiniones del PCCh sobre la construcción conjunta de la comunidad de destino de la humanidad y de un mundo bello”.

La razón y el objetivo principal de la reunión es tratar de mostrarle al mundo una China abierta, responsable y con confianza en sí misma, elaborar un plan para resolver los desafíos globales conjuntamente, y construir la “comunidad de destino de la humanidad” que ha sido registrada en la resolución de la ONU

La reunión es una plataforma construida principalmente por China con la intención de mantener el intercambio político de alto nivel. El diálogo entre los partidos políticos ayudará a mejorar la administración y la gobernanza global e impulsará el intercambio profundo y las opiniones entre los partidos políticos del mundo en todos los aspectos.

¿Qué comparte China con el mundo?

El momento más importante fue cuando el presidente Xi Jinping asistió a la ceremonia inaugural y pronunció un discurso de 40 minutos interrumpido por aplausos 17 veces.

El tema de su disertación fue la construcción conjunta de un mundo mejor, basado en la comunidad de destino de la humanidad, concepto que se mencionó 15 veces. Desde el año 2013 cuando el presidente Xi propuso este concepto por primera vez, ha hablado sobre él más de 100 veces en diferentes ocasiones durante los últimos cinco años. A pesar de que, al inicio, la comunidad internacional dudaba de dicho concepto, ahora es bien recibido. Propuso esforzarnos por construir un mundo seguro, sin miedo para que el sol de la paz ilumine la tierra y que todo el mundo viva con serenidad, un mundo próspero sin pobreza, abierto e inclusivo, limpio y hermoso con un paisaje pintoresco.

Es cierto que el concepto de comunidad de destino de la humanidad no solo supera las diferencias en cuanto a las civilizaciones, religiones, instituciones y valores, sino que también enfatiza la igualdad y el respeto mutuo. Todos los países deben asumir la misma responsabilidad y cada uno tiene derecho a elegir el camino de desarrollo que le conviene. Dicho concepto es el aporte más importante de China a la gobernanza global. En su discurso, el presidente Xi Jinping confesó que el PCCh no importaría modelos extranjeros ni exportaría el modelo chino, y que tampoco exigiría que otros países copiaran las prácticas de China.

Manifestó que su país debía tratar bien los asuntos internos, porque ello mismo es un aporte a la construcción de la comunidad de destino de la humanidad. Reiteró que todo lo que hacía el PCCh consiste en perseguir la felicidad del pueblo chino, la revitalización de la nación y lograr la paz y el desarrollo de la humanidad. Prometió que, como siempre, China contribuiría a la paz mundial, al desarrollo conjunto del mundo y al intercambio entre diferentes civilizaciones. En los próximos cinco años, el PCCh invitará a 15.000 miembros de los partidos políticos de todos los países a realizar intercambios.

1 de diciembre de 2017. Aung San Suu Kyi, consejera de Estado de Myanmar, asiste al Diálogo de Alto Nivel del PCCh con Partidos Políticos del Mundo. VCG

Anunció que el Diálogo de Alto Nivel del PCCh con Partidos Políticos del Mundo se institucionalizará para convertirse en una plataforma de diálogo de alto nivel con una amplia representatividad e influencia internacional.

El discurso del presidente Xi tuvo gran resonancia entre los presentes. En la primera reunión plenaria celebrada después del discurso, Samdech Techo Hun Sen, primer ministro de Camboya, valoró positivamente la capacidad sobresaliente y la mente abierta del presidente Xi Jinping. Ato Demeke Mekonnen, vice primer ministro y vicepresidente del Frente Popular Democrático Revolucionario de Etiopía (EPRDF), agradeció que China compartiera sus experiencias con el mundo. Conversamos con delegados de diferentes países y casi todos los comentarios fueron positivos. Hasta los participantes de países occidentales, que casi siempre han criticado a China, expresaron su admiración.

La reunión fue la primera actividad diplomática multilateral después del XIX Congreso Nacional del PCCh, que muestra un país abierto, dispuesto a compartir y con confianza en sí mismo.

*Song Luzheng es investigador del Instituto de Estudios Chinos de la Universidad de Fudan.

Compártelo

El Sitio Web chinahoy.org utiliza cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento y visualización del sitio web por parte del Usuario, así como la recogida de estadísticas. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.